Bolivia perdió 235.000 Km2 de territorio en la Guerra del Chaco contra Paraguay

223927_600

Antes de 1930, Bolivia atravesaba por un momento difícil en el aspecto político y económico. En un clima de una fuerte división y confusión por sus límites geográficos, Daniel Salamanca llegó a la presidencia en el año 1931.

Además de la confusión limítrofe, la presencia de petroleras en Bolivia que creían que en el territorio del Chaco había yacimientos aumentó el interés de los paraguayos por quedarse con el territorio.

Tres años antes que Salamanca asumiera el gobierno, en 1928 se produjo el primer ataque del Ejército del Paraguay en el Fortín Vanguardia.

Como respuesta al ataque, Bolivia tomó el fortín paraguayo Boquerón. Poco después el conflicto fue resuelto por la Sociedad de las Naciones, que calificó a Paraguay como país agresor y le obligó a reconstruir el fortín Vanguardía, indicó el coronel Edgar Gómez de la Academia boliviana de Historia Militar.

ESTALLIDO

Luego de varios intentos de solucionar el conflicto limítrofe de manera pacífica, el 15 de junio de 1932 estalló la Guerra en el fuerte Carlos Antonio López, cerca a la laguna Chuquisaca, denominada por los paraguayos laguna Pitiantuta. Los bolivianos tomaron el fuerte paraguayo, y los días 27 y 28 de ese mes los fortines de Corrales, Boquerón y Toledo.

En julio de 1932, la Cuarta División boliviana, con 300 hombres, tomó los fortines Corrales, Toledo y Boquerón, que eran las posiciones más avanzadas del Paraguay.

Luego de más de 10 batallas con el Paraguay, la Guerra finalizó oficialmente el 14 de junio de 1935.

El hombre que estuvo a cargo del Ejército boliviano al inicio de la Guerra del Chaco fue el oficial alemán Hans Kunt, que llegó a Bolivia antes de la Guerra del Chaco y fue contratado por el Estado para dirigir a las tropas durante el conflicto bélico.

Fue calificado como el “oficial tropero”, porque no tenía estudios de Estado Mayor y esa situación causó deficiencias en la movilización del Ejército boliviano durante la Guerra.

Kundt dirigía el conflicto bélico y el movimiento de las tropas bolivianas a distancia. Ambas labores las hacía por telefono o radio y solamente acudía al lugar de batalla en los momentos de crisis. Para los historiadores, todo aquello ocasionó varias intrigas de parte de los oficiales del Alto Mando boliviano, por lo que en diciembre de 1933 fue destituido por el presidente Daniel Salamanca. Durante la dirección de Kundt, el Ejército boliviano fracasó en las batallas de Nanawa, Alihuatá y Campo Vía.

Tras la salida del alemán, el entonces presidente puso al coronel Enrique Peñaranda al mando del Ejército.

Sin embargo, a dos años de haber iniciado la Guerra del Chaco el presidente Daniel Salamanca fue derrocado en el denominado Corralito de Villamontes. El Ejército militar lo derrocó por los intentos que tenía Salamanca de cambiar al coronel Enrique Peñaranda.

El sucesor de Salamanca fue el vicepresidente José Luis Tejada Sorzano.

¿QUÉ PERDIMOS?

Pese a tres años de conflicto bélico y un ejército muy numeroso, Bolivia perdió 235.000 kilómetros cuadrados, aproximadamente tres cuartas partes del Chaco Boreal y se quedó solamente con una parte de esta zona desde donde se puede acceder al río Paraguay, sector que actualmente es denominado Puerto Busch.

Además de la pérdida territorial durante la Guerra del Chaco perdieron la vida aproximadamente 60.000 soldados bolivianos y unos 25.000 fueron tomados como prisioneros por el ejército paraguayo.

La Guerra se inició en la laguna Chuquisaca

Un pequeño espejo de agua dulce, ubicado en el Chaco Boreal y que fue ocupado por el Ejército boliviano, fue el causante de la Guerra del Chaco.

En la laguna denominada Chuquisaca los bolivianos desalojaron del lugar a una parte de las tropas paraguayas y de esa manera se inició el conflicto bélico.

El conflicto terminó con un acuerdo 

El 14 de Junio de 1935 se logró el cese al fuego, y el 21 de julio de 1938, en Buenos Aires, se rubricó el Tratado de Paz. El canciller argentino, Carlos Saavedra Lamas, fue el mediador.

Con este acuerdo las 3/4 partes del Chaco Boreal las retuvo Paraguay y Bolivia recibió una zona a orillas del río Paraguay.

http://www.opinion.com.bo/opinion/informe_especial/2011/0612/suplementos.php?id=958