Críticas en pareja, crisis para dos

Las constantes críticas hacia tu pareja pueden ser causantes de crisis y peleas ¿Eres un verdugo o un aliado de tu pareja? Las respuestas aquí.

Desde críticas aparentemente inocentes como “no me gusta tu pelo” hasta juicios más profundos como “es que tu familia no sirve para nada” o “el trabajo que tienes es una tontería” pueden desencadenar problemas de pareja que quizás no dimensiones.

La crítica constante e incisiva destruye poco a poco a las personas a nuestro alrededor y hiere su autoestima y autoimagen, más si proviene de la persona que amamos y  con la que compartimos nuestro proyecto de vida.

¿Eres de las personas que critica a su pareja constantemente,  pues cree que esa es su labor como amante y compañero de vida?  

Pues es hora de replantear tu actitud: cada persona es un mundo, un conjunto de creencias, de vivencias, de conflictos, de sueños, de pensamientos. Pretender cambiarla a tu “imagen y semejanza”  es egoísta y poco sano para los dos.

Bien dicen que tres cosas nunca vuelven atrás “La flecha lanzada, la palabra dicha y la oportunidad perdida”. ¿Estás dispuesto a ofender a tu pareja por una palabra demás que pueda herirla para siempre?

Una pareja crítica, un dolor de cabeza

Y aunque muchos piensen que las críticas son innatas en una relación (“te digo esto porque te quiero” dicen unos) cuando una persona ha pasado de ser un aliado de su pareja  a ser un crítico de todo lo que hay a tu alrededor, el problema es serio.

Las señales de que te has convertido en un crítico para tu pareja son:  

  • Con frecuencia  juzgas, humillas y te burlas de tu pareja,  ya sea en privado o en público.
  • No tomas en cuenta sus decisiones ni pensamientos: todo debe decidirse a tu manera y te enojas  si no es así.
  • Buscas su lado débil para manipularlo  y hacer que piense y actúe como tú quieres.
  • En la relación impones tus gustos, tus aficiones, tus hobbies: los de tu pareja no sirven, están pasados de moda, son aburridos, etc.
  • Comparas a tu pareja con otras personas: “es que mi ex pareja no era así” “es que si fueras como tal”, “es que la esposa de tal hace las cosas distintas”.

 

Solución: el diálogo

Las críticas en una pareja se hacen tan comunes dentro de una relación que la persona que juzga y señala ya ni se da cuenta que se está convirtiendo en un enemigo para el otro. Lo importante es sanar y conversar con la pareja para resolver los conflictos. Otros consejos son:

  • La persona afectada  por las críticas debe exponer sus sentimientos con asertividad y  sin tratar de agredir al otro: decir “me estás ofendiendo”, “no quiero que me hables de esa manera” “por favor respétame”  son palabras que constituyen el primer paso para sanar las heridas de una pareja nociva y tóxica.
  • Aceptar al otro: Si bien el amor no es ciego y habrá cosas de nuestra pareja que no nos gusten,  debemos dejar que el otro piense por sí mismo, actúe a consecuencia de sus propios sueños y se comporte como le parezca correcto. No debemos imponer nuestra forma de ser en una relación de pareja, pues podemos lastimar y salir lastimados.
  • Críticas positivas: Claro que podemos opinar cuando vemos que nuestra pareja está equivocada o está  obrando de manera incorrecta. Pero en vez de juzgar, insultar o desvalorar a alguien, lo mejor es hablar con amor, paciencia, tranquilidad y tolerancia. Que nuestras palabras para el otro sólo sirvan para que nuestra pareja no sufra, para que sea mejor persona, para que crezca cada día. Las críticas constructivas y destructivas solo puede generar temores, desconfianza y hasta rencor en el otro.

 

Fuente sura.com

Imagen Bekia Pareja

Anuncios