Expulsan a una mujer con síndrome de Down para “no asustar” a los asistentes

Las dos hermanas de la mujer y varios de los presentes abandonaron también la sala del hotel en Cuenca donde se organizaba un evento publicitario de productos de salud y bienestar.

Julia, una mujer de 49 años con síndrome de Down, fue expulsada la noche del pasado martes de una charla comercial de productos de  salud y bienestar que organizaba la empresa Media Salud en Motilla del Palancar, Cuenca. Un chico de la organización del evento se acercó para decirle que no podía estar allí porque iba a “asustar a la gente” y daba “mala imagen”.

Este acto de discriminación dejó perplejas a Julia, que no pudo contener las lágrimas, y a sus dos hermanas también presentes en la sala. Las tres abandonaron inmediatamente la charla. Fueron acompañadas por varios de los presentes que también se marcharon y secundaron la actitud de estas mujeres.

Ahora, las hermanas de Julia han decidido denunciar públicamente lo ocurrido “por el trato discriminatorio” hacia su hermana, aseguran. “Esto le ha afectado mucho”. Se plantean, además, la posibilidad de emprender acciones legales contra la empresa Media Salud.

Cuentan que los organizadores de la jornada están intelectualmente preparados, pero que “no son humanos”. Sorprendidas ante la falta de empatía por parte de la empresa, defienden que las personas con diversidad funcional son personas como otras cualquiera.

Reacción de la empresa

El abogado de MediSalud, Jorge García, en declaraciones recogidas por El Periódico rechaza la versión de las hermanas y asegura que “en ningún momento se le dijo nada a la mujer con síndrome de Down”.

Según esta versión de los hechos, una de las mujeres fue invitada a la charla comercial con un acompañante, pero las hermanas “se enfadaron” porque no querían sentarse en primera fila ni darles un ‘smartphone’ a cada una, sino “que se daba por pareja, como afirmaba la invitación”.

Fuente publico.es

Anuncios
A %d blogueros les gusta esto: